viernes, 31 de enero de 2014

Radiofrecuencia facial con enzimas

No podemos detener el tiempo, pero sí mantenernos jóvenes. Gracias a la radiofrecuencia facial muchas personas pueden deshacerse de arrugas, redefinir los contornos de su rostro y mejorar su apariencia con un tratamiento no invasivo. El objetivo principal de esta nueva tecnología es reestructurar la superficie de la epidermis, fijando los tejidos para reducir el aspecto de las arrugas.


En las clínicas que brindan tratamientos estéticos, tradicionalmente se combinan dos métodos de radiofrecuencia para calentar controladamente las capas medias y profundas de la dermis. Por un lado, la aplicación de calor provoca que los tejidos se retraigan y que se eliminen las células grasas que sobran en la piel. Con dicho proceso se consigue redefinir el óvalo de la cara y eliminar la papada. A su vez, el calor junto con las enzimas estimula la producción de colágeno, sustancia responsable de que la piel luzca tersa. A lo largo de los años, diversos factores como la exposición al sol, el cigarrillo, el sedentarismo y la mala alimentación van logrando que la dermis se aje y se estire. Aumentando la cantidad de colágeno presente en las células cutáneas, se obtiene un efecto de estiramiento en la piel del rostro.

Por otra parte, la radiofrecuencia facial con enzimas estimula la irrigación sanguínea, lo que mejora la calidad de la piel. También se disminuye la emisión de radicales libres, agentes naturales responsables del envejecimiento celular. Como podemos ver, los beneficios son múltiples; y las consecuencias, mínimas. A diferencia de los tratamientos tradicionales, este método no necesita de agujas, inyecciones o cirugías, porque no es invasivo.

Representa un medio seguro y efectivo para eliminar todos los signos del envejecimiento facial: flacidez, arrugas, falta de forma del óvalo facial, descolgamiento. Muchas personas lo eligen porque pueden observar resultados desde la primera sesión: los expertos calculan que con solo una vez, el paciente obtiene un 20% de mejora en el aspecto de su piel. Las diferencias son notables en rostro, cuello y escote; la dermis se ve mucho más elástica, suave, joven y luminosa.

Incluso, el tratamiento de radiofrecuencia facial continúa provocando mejoras en el organismo hasta tres meses después de haber finalizado con las sesiones. Se estima que hasta ese momento, el cuerpo continúa reestructurando las fibras de colágeno, produciendo nuevas células a partir de las ya presentes naturalmente. Recomendamos probar este método si se busca lograr un cutis de aspecto joven sin necesidad de recurrir al bisturí.

jueves, 16 de enero de 2014

Radiofrecuencia para elástizar la piel y reducir la celulitis

Nuestra piel con el paso del tiempo, comienza a perder elasticidad. Además, aparece la incomoda celulitis algo muy difícil de eliminar en zonas localizadas. La radiofrecuencia sirve para eliminar ambos problemas de una forma eficaz, además de resultar muy favorable para la circulación en la zona tratada.

Qué es la radiofrecuencia y para qué está indicada

Se trata de una técnica no quirúrgica, no agresiva y que carece de efectos secundarios. Está técnica es indicada para el tratamiento de la zona facial y corporal. Mejorando y corrigiendo la textura de la piel, la flacidez y el volumen, bolsas, ojeras, arrugas, tanto de expresión como de edad. La radiofrecuencia también es utilizada para incrementar los resultados de otros tratamientos como la mesoterapia virtual, cavitación, etc...

En qué consiste y qué sienten los pacientes

El tratamiento de radiofrecuencia consiste en la aplicación de ondas electromagnéticas que provocan un calor intradérmico estimulando los fibroblastos, mejorando la circulación sanguínea, regenerando el colágeno y mejorando los tejidos y la elasticidad de la piel. Permitiendo llegar a las capas más profundas de la piel sin dañar la dermis. El paciente siente un calor agradable y maniobras de masaje.

Recomendaciones para antes de empezar

Antes de iniciar el tratamiento con radiofrecuencia es recomendable tener la piel bien hidratada y haber utilizado alguna crema adecuada para cada tipo de piel y, en lo posible con un factor de protección solar.

Resultados

Desde la primera sesión de radiofrecuencia se verán los resultados, y notaremos la piel más hidratada, firme y lisa. La radiofrecuencia facial además mejora ojeras, bolsas y arrugas. A medida que se alarga el tratamiento os resultados van a ir mejorando. El primer día se consigue un efecto flash. Sin embargo, los verdaderos resultados se comienzan a ver alrededor de los treinta días cuando el colágeno ya ha conseguido una mayor activación.

Para después del tratamiento

Se indica para después del tratamiento el uso de protección solar e hidratación tanto en invierno como verano. El mismo día del tratamiento no manipular la piel, ni maquillarse. Los días posteriores se indica aplicar una crema hidratante con factor de protección.

Algunas contraindicaciones

La radiofrecuencia no está indicada para personas con flebitis, tromboflebitis, venas varicosas, arterosclerosis, diabetes con microangiopatía, insuficiencia hepática y renal, cirrosis hepática, lesiones cutáneas, dermopatías, procesos inflamatorios graves (tuberculosis, VIH, neoplásticos). Mujeres embarazadas o en periodo de lactancia tampoco en personas portadoras de marcapasos o prótesis articulares.

jueves, 2 de enero de 2014

Qué es la radiofrecuencia multipolar

La radiofrecuencia facial es una técnica utilizada para tratar la flaccidez facial, la adiposidad localizada y la celulitis, es no invasiva y con ella se obtienen resultados de manera inmediata sin cirugías. Está técnica consiste en la transferencia de energía en forma de calor llegando a los estratos más profundos de la piel. De está manera se estimula la producción de colágeno eliminando las células adiposas a través del sistema sanguíneo y linfático. Los resultados que se obtienen de inmediato son la tonificación de la piel, la mejora de la circulación local y la reducción de la circunferencia corporal.


La técnica de radiofrecuencia facial representa una alternativa para todas aquellas personas que dudan o bien, no pueden someterse a cirugías estéticas, está indicada para el rostro y cuello, la elevación de la zona de cejas, mejorar considerablemente surcos y arrugas faciales. Pese a todos estos beneficios no debe plantearse como substituto de la cirugía plástica, ya que trabaja como un prolongador de sus resultados retardando tener que recurrir al bisturí. Como ventajas el tratamiento con radiofrecuencia ofrece, que es indicado para ambos sexos, todo tipo de piel y además, no interfiere con otros tipos de tratamientos de la piel.

Cuando nos preguntamos qué es la radiofrecuencia multipolar nos referimos de una técnica que puede llegar a hacer mucho por el paciente. Y es que la radiofrecuencia multipolar reduce las células adiposas y estimula la producción de colágeno desde el primer día. La piel se verá firme y las formas delineadas. También se puede combinar la última tecnología en radiofrecuencia con otros tratamientos estéticos haciendo que las formas ganen el cuidado que se merecen.

miércoles, 18 de diciembre de 2013

Radiofrecuencia tripolar facial

La radiofrecuencia tripolar facial es una completa cura antiedad que aporta firmeza a la piel y proporciona rasgos más definidos. La radiofrecuencia facial tripolar reafirma y rejuvenece sin cirugía en sólo una sesión.


Se trata de un tratamiento basado en ondas electromagnéticas que tienen una frecuencia entre 550,000 Hz y cientos de miles de Hz. Que comúnmente es utilizado en sistemas de radio comunicación (ondas de radio, FM) como microondas para uso doméstico, así como en el campo médico.

El tratamiento con radiofrecuencia tripolar produce un calentamiento simultáneo de las capas profundas y de la capa superficial de la piel. Estimula rápidamente la producción de colágeno y retensa las fibras, reduciendo de manera significativa las arrugas del rostro.

Además, debido a que produce un efecto térmico en los tejidos biológicos. Permite tratar las arrugas periorbitales y mejorar la arquitectura de los pliegues nasogenianos y borde mandibular.

La radiofrecuencia tripolar facial genera un campo eléctrico que cambia de positivo a negativo, lo que causa un movimiento rotacional de las moléculas que genera calor. Esta técnica actúa calentando el tejido de la piel. Aumentando, de este modo el metabolismo y la actividad química. Las fibras de colágeno se contraen, y al apretar la piel, crean un efecto inmediato de tonificación. Al mismo tiempo se acelera la producción de colágeno y sus depósitos se regeneran, lo que otorga un efecto de larga duración. La acción tripolar logra que el tratamiento tenga su efecto simultáneo en todas las capas de la piel.

- Se puede realizar en cualquier fototipo de piel.
- Regenera el colágeno.
- Es indolora.

El efecto inmediato de la aplicación de radiofrecuencia tripolar es la retracción del colágeno, según los casos actúa con más o menos rapidez. Sin embargo, lo que se pretende conseguir gradualmente es la reestructuración del colágeno profundo, lo que permite que se formen fibras nuevas en sustitución de las envejecidas y los tejidos se hagan más elásticos, favoreciendo la homeostasis y, en general, mejorar el estado de la piel eliminando de ella las huellas que ha dejado el paso del tiempo. Este es un proceso más lento y, según los casos y dependiendo del estado en el que se encuentre el colágeno de la persona, se produce entre los dos y cuatro meses posteriores al tratamiento. De hecho se han realizado estudios histológicos que demuestran cambios importantes en la remodelación del colágeno a partir de la sexta semana posterior a la aplicación de la radiofrecuencia.

En síntesis, es adecuado considerar que la radiofrecuencia tripolar facial es una alternativa terapéutica eficaz, segura y sencilla aplicada a la celulitis y a la flaccidez facial y corporal.

martes, 3 de diciembre de 2013

Beneficios y resultados de la radiofrecuencia facial

El tratamiento de radiofrecuencia facial es un revolucionario procedimiento estético de rejuvenecimiento no quirúrgico utilizado para estirar y tensar la piel. Ideal para las que prefieren evitar las cicatrices y otras complicaciones asociadas con la cirugía de estiramiento facial.


El tratamiento de radiofrecuencia facial consiste en la aplicación de energía en forma de radiofrecuencia consiguiendo de está manera el calentamiento de las capas internas de la piel. Según el paso del tiempo, las fibras de colágeno natural que le da a la piel su forma y elasticidad se desgastan. Este proceso puede verse acelerado por efecto de la exposición solar, y la exposición a toxinas ambientales como puede ser humo, polvo u otros factores que inciden en el proceso de fotoenvejecimiento. Además a determinada edad, la piel deja de producir la misma cantidad-calidad de colágeno y elastina, lo que hace que la piel pierde tonicidad y firmeza.

La radiofrecuencia facial es ideal para combatir de manera efectiva la flacidez de la piel realizando la contracción de la misma, con la aplicación de energía en forma de calor a una temperatura promedio de 40ºC obteniendo resultados inmediatos y de duración prolongada.

Lo que la radiofrecuencia facial hace es trabajar sobre la dermis, mejorando de manera considerable las condiciones de la elastina y el colágeno, además de ser una alternativa muy eficaz para lograr apariencia joven y descansada.

La radiofrecuencia facial es una forma segura y clínicamente probada para reafirmar y darle contorno a la piel, logrando mejorar su tono, contorno y textura de forma natural valiéndose de la estimulación de su propio colágeno.

Beneficios de la radiofrecuencia facial

Excelente para tonificar y mejorar el contorno de la piel del rostro, frente, papada y párpados.
Promueve el estiramiento cutáneo por lo que combate las arrugas del rostro.
Renueva el colágeno en la piel profunda y en las capas superficiales.
Rejuvenece la piel.
No invasivo y sin inyecciones.
No requiere tiempo de recuperación.
Puede ser aplicado en cualquier parte que necesite efecto tensor como: brazos, parte interna de muslos, etc.

Para entender el funcionamiento de la radiofrecuencia facial, tienes que saber cómo funciona tu piel. La piel del rostro está compuesta de tres capas distintas: una capa visible externa en la superficie llamada epidermis, una capa intermedia rica en colágeno ubicada bajo la superficie llamada dermis y una capa interna debajo de la dermis llamada capa subcutánea, también conocida como tejido celular subcutáneo, que está formado por una capa de grasa que tiene una red de fibras de colágeno.

Cuando en estás tres capas el colágeno es dañado por efectos de la prolongada exposición al sol, la herencia familiar o el proceso normal de envejecimiento, el rostro comienza a perder tonicidad y a mostrarse flácido. Lógicamente todos aquellos tratamientos que solo trabajan en la superficie no sirven para restaurar el colágeno en las capas internas de la piel.

Normalmente las mujeres entre 35 y 60 años son quienes obtienen los mejores resultados y también los más predecibles con la aplicación de la radiofrecuencia facial. Si tu piel es ya muy flácida, entonces puede ser que los resultados no sean tan drásticos.

Durante el tratamiento, el paciente sentirá una breve sensación de calor, esto es un claro indicador que el colágeno está siendo estimulado y reafirmado.

La radiofrecuencia facial accede a las capas más profundas de la piel y reestructura las fibras de colágeno favoreciendo el efecto tensor y corriendo la flacidez.

El equipo de radiofrecuencia convierte la energía eléctrica en calor, alcanzando sin quemar, mayor temperatura en las zonas más profundas.

Como resultado se dará una producción en cantidad de colágeno nuevo formando nuevas fibras que van a sustituir las envejecidas consiguiendo tejidos más elásticos. Si deseas evitar complicaciones asociadas con la cirugía de estiramiento, la radiofrecuencia facial es la mejor opción.

lunes, 18 de noviembre de 2013

Radiofrecuencia tripolar y polvo de perlas

El centro de estética profesional Kosmet, localizado en Alcalde Marchesi, 35 bajo dcha. A Coruña, es pionero en nuevas tendencias estéticas, focalizado en la atención de todas aquellas personas que buscan las mejores manos profesionales junto a los tratamientos más avanzados en estética corporal y facial.

El centro de estética esta ubicado frente al CC Cuatro Caminos, atiende con horarios ininterrumpidos ofreciendo un novedoso tratamiento con radiofrecuencia facial y polvo de perlas, un método tripolar de última generación de una duración aproximada de 50 minutos.

Este tratamiento facial rejuvenece y limpia la piel con polvo de perlas. Regenera la piel con la estimulación de las fibras de elastina y colágeno, con lo cual se logra dejar la piel fina, sedosa y aterciopelada con la aplicación de radiofrecuencia tripolar de última generación.

Con este novedoso tratamiento facial se logra nutrir, hidrogenar y dar a la piel un aspecto de suavidad gracias a los activos, microelementos y aminoácidos. Nutriendo, hidratando y dando a la piel prevención a la sequedad y descamación.

El centro de estética profesional Kosmet, también ofrece tratamientos de fototerapia, fotorrejuvenecimiento, higiene facial, peeling químico, acné, anti edad, purificantes y descongestivos, hidratantes, hiperpigmentación y telangiectasias.

sábado, 2 de noviembre de 2013

Radiofrecuencia facial, un revolucionario tratamiento anti edad

La radiofrecuencia facial es la nueva alternativa terapéutica eficaz, segura y sencilla aplicada a la flaccidez corporal.


Lo que la radiofrecuencia genera es un campo eléctrico que cambia de positivo a negativo y que genera calor. Este profundo calentamiento de la piel y tejido celular subcutáneo desencadena una cascada de reacciones que permiten que el colágeno vuelva a crearse y lograr así, la mejora del aspecto corporal.

Basados en esto, podemos asegurar que la radiofrecuencia facial es igual al lifting sin cirugía. Las personas que realizan este tratamiento, desde la primera sesión comienzan a notar el cambio, se trata de un lifting mucho más sutil que el quirúrgico ya que a medida que la radiofrecuencia comienza a actuar el colágeno crece y va rellenando los surcos, lo que permite que la piel luzca nuevamente tersa y joven.

Es entonces, la radiofrecuencia facial, un revolucionario tratamiento anti edad que modela y tonifica el rostro y el cuerpo. Un tratamiento donde son utilizados a diario sofisticados sistemas electrónicos contra el envejecimiento y el fotoenvejecimiento facial.

El rejuvenecimiento facial y corporal puede realizarse con diferentes métodos como ser: el láser ablativo, peelings, técnicas quirúrgicas, aparatología como la Dermica Pen, aplicación de toxina botulínica (Botox), entre otros.

Pero el tratamiento de radiofrecuencia facial se utiliza para tales fines, y mediante un sofisticado sistema electrónico logra elevar la temperatura del tejido conjuntivo mediante ondas electromagnéticas, lo que provoca la regeneración y producción de nuevo colágeno consiguiendo con está técnica el rejuvenecimiento facial.

La radiofrecuencia facial es utilizada en pacientes con leve a moderada flacidez de los tejidos faciales, por lo general personas de entre 30 y 55 años, con el objetivo de mejorar el contorno facial, combatir la flacidez, reafirmar la piel de los párpados y mejorar bolsas y ojeras.

Los tratamientos se realizan deslizando sobre la piel limpia un cabezal en la zona a tratar, este cabezal conduce energía hasta las zonas más profundas de la piel logrando estimular el colágeno, lo que genera cambios graduales en la piel.